El blog de la cosmética natural sostenible

AQUÍ ENCONTRARÁS CONTENIDOS CREADOS DESDE EL DESEO GENUINO DE INFORMAR Y COMPARTIR IDEAS, REFLEXIONES Y ACCIONES QUE ESTÁN A NUESTRO ALCANCE PARA CUIDAR EL PLANETA EN EL QUE VIVIMOS. ¿TE UNES?
cosmeticorexia

Cosmeticorexia en Adolescentes: Factores desencadenantes, peligros y cómo ayudar o prevenir

La cosmeticorexia es un fenómeno cada vez más frecuente entre los jóvenes. Se refiere al uso excesivo de los cosméticos y productos de cuidado facial, que a menudo conduce a una obsesión por la belleza y la perfección. En muchos casos resulta perjudicial para una piel tan joven.

Muchos adolescentes de hoy en día están muy influidos por las redes sociales y la necesidad de ajustarse a determinados cánones de belleza. Los jóvenes suelen pasar mucho tiempo creando y editando imágenes de sí mismos para ajustarse a estos estándares. Esto puede generar una gran presión y ansiedad, sobre todo si no pueden alcanzar estos ideales. Esto puede conducir al desarrollo de la cosmeticorexia.

Desencadenantes de la Cosmeticorexia en Adolescentes

Existen diversas razones por las que los adolescentes pueden desarrollar Cosmeticorexia. Pueden ir desde estar expuestos a campañas publicitarias agresivas que promueven unos cánones de belleza poco realistas hasta tener una relación con una pareja que les exige tener un aspecto determinado. Otros desencadenantes pueden ser las duras críticas de familiares, compañeros o desconocidos, así como ser bombardeados con imágenes de un determinado tipo de rostro y maquillaje que se idealiza.

Peligros de la cosmeticorexia en adolescentes

La cosmeticorexia puede tener un efecto debilitador en la salud mental y física de un adolescente. La obsesión por el uso abusivo de productos cosméticos a una temprana edad puede perjudicar la piel y dejar secuelas incluso a largo plazo. Las pieles jóvenes pueden sufrir irritación cutánea cómo enrojecimiento, picazón, ardor o descamación después de usar ciertos productos, especialmente si se trata de productos agresivos, con ingredientes químicos. Pero también puede provocar Acné: ya que algunos cosméticos pueden obstruir los poros y provocar brotes de acné, sobre todo si no se retiran adecuadamente.

Los riesgos de dañar la piel se reduce casi al completo sí los productos cosméticos utilizados son naturales, ecológicos y libres de tóxicos, aunque la obsesión y el uso desmesurado nunca es bueno.

Pero los peligros no terminan con los posibles efectos negativos sobre la piel. La preocupación por la apariencia puede provocar baja autoestima, ansiedad, depresión, comportamientos obsesivos, desórdenes alimentarios y toda una serie de problemas de salud física y mental. Además, si los adolescentes están expuestos a estos mensajes negativos sobre la apariencia a una edad temprana, puede tener un impacto duradero en su futura autoestima y salud mental.

Cómo ayudar o prevenir la cosmeticorexia en los adolescentes

Es importante que los padres sean conscientes de los mensajes a los que están expuestos sus hijos, e intenten proporcionarles un entorno seguro y de apoyo en el que se promuevan mensajes positivos sobre el amor propio y la positividad corporal. Intenta relacionarte con los adolescentes sin juzgarlos y facilita conversaciones abiertas y sinceras sobre sus propios pensamientos y sentimientos acerca de su cuerpo. Fomenta el autocuidado y los estilos de vida positivos, y ayuda a los adolescentes a comprender que son más que su apariencia.

También puede ser útil limitar el acceso a las redes sociales y dar a los adolescentes otras experiencias positivas y enriquecedoras para llenar su tiempo. Intenta fomentar aficiones y actividades que no tengan nada que ver con la belleza o la apariencia. Además, puede ser beneficioso buscar ayuda profesional si un adolescente muestra síntomas preocupantes de cosmeticorexia. Un profesional de la salud mental cualificado puede proporcionar asesoramiento y otros tipos de intervenciones para ayudar a abordar los problemas subyacentes relacionados con los sentimientos de inutilidad y baja autoestima.

Conclusión

La cosmeticorexia es un problema cada vez más frecuente en la sociedad actual. Puede tener un efecto perjudicial a nivel físico como psicológico y es importante que los padres sean conscientes de los mensajes negativos a los que están expuestos sus hijos. Hablando abiertamente con los adolescentes, limitando el acceso a las redes sociales y proporcionándoles experiencias positivas y apoyo, los padres pueden ayudar a prevenir el desarrollo de la cosmeticorexia. Además, puede ser beneficioso buscar ayuda profesional si un adolescente muestra síntomas preocupantes del trastorno.

Para más consejos sobre Cosmética Ecológica síguenos en Instagram o Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra

Comunidad Mainbo 

Llévate un 20% en tu primer pedido

Únete a la comunidad Mainbo: Y llévate un 20% de descuento en tu primer pedido, además de recibir ofertas exclusivas por pertenecer a nuestra Comunidad Mainbo.

    Scroll al inicio
    Abrir chat
    Hola
    ¿En qué podemos ayudarte?